21 junio 2021

Pasatiempos desengrasantes

Santiago Rodríguez Villarta tocando el saxofón
Aunque pasamos la mayor parte de nuestro tiempo traduciendo, corrigiendo o interpretando (o eso intentamos), también hay otras actividades a las que dedicamos todas las energías que podemos. No nos dan de comer, ni falta que hace, pero tienen un lugar preferente en nuestras vidas porque nos ayudan a ser un poco más felices.

Una vida caleidoscópica

Varios caleidoscopios
Somebody calls you, you answer quite slowly, a girl with kaleidoscope eyes…; era muy pequeña cuando escuchaba «Lucy in the Sky with Diamonds» en el tocadiscos de casa. No era mi canción favorita de The Beatles, pero era la canción con mi palabra favorita: caleidoscopio.

Una torpe en la sala de torpedos: cicloviajes

Para mí la bici es como la traducción: una vieja amiga fiel que siempre está ahí para sacarme de apuros, devolverme la cordura en tiempos convulsos y recordarme que la vida es pura transición.

Un gremio solidario

Discamino
¿Somos un gremio solidario? ¡Somos un gremio solidario! Ocho colegas y socios de Asetrad nos cuentan sus experiencias de voluntariado en actividades muy diversas y alejadas de la traducción, la interpretación y la corrección. ¡Descúbrelas!

Piste 06, autorisé décollage…

Je le conserve encore, ce billet d’avion de Bruxelles à Bilbao (via Barcelone, à l’époque il n’y avait pas encore de vols directs à Sondika) pour passer les fêtes de Noël de 1977 avec ma famille maternelle. Ce fut le plus beau des cadeaux de mes parents puisqu’il allait m’ouvrir les portes d’un univers qui se transformerait très vite en une véritable passion : le transport aérien.

Y no me gusta correr…

Traductores que corren
A los cuarenta años llevaba más de media vida sin despegar el culo de la silla. No había engordado mucho y mantenía un estado de forma que parecía razonable. Por suerte, tampoco tenía problemas de espalda ni de muñecas más allá de alguna sobrecarga o de dolores ocasionales que coincidían con alguno de los periodos de mucha carga de trabajo.

De la silla a la montaña

A veces olvidamos de dónde venimos, de lo poco natural que es estar sentado todo el día, del desgaste que padecen el cuerpo y la mente. Nuestra profesión es exigente, tanto física como intelectualmente. No es ningún secreto. Cada uno va descubriendo con el tiempo qué le viene mejor para desconectar y poner los contadores a cero. En nuestro caso, necesitamos amplitud de horizontes, clorofila, agua, cielo, tierra, polvo, niebla, viento y sol.

Un guiri y la lengua de Cervantes.

Cuando llegué a estos lares jamás pensé que escribiría algo en la lengua de Cervantes. En aquel entonces, me hubiera quedado contento con que...

De saraos traductoriles y pan líquido, pasando por nómadas y monjes...

Mmm… ¿de qué podría hablar yo en una sección de nombre «No solo de pan vive el traductor»? Veamos… Si el oro líquido es...

De química a fotógrafa y redactora culinaria, pasando por traductora

Mi historia profesional no deja de ser algo chocante. Estudié Ciencias Químicas más por eliminación que por otra cosa; me gustaban las ciencias (nunca...

Fondo sonoro

La música siempre ha formado parte de mi vida. Aún recuerdo y conservo como oro en paño el primer vinilo de 45 rpm que me compré cuando tenía 7 años. Desde entonces, he ido acumulando diversos soportes de grabaciones musicales hasta almacenar y escuchar la música en formato digital en la actualidad. En mi día a día, no concibo estar sin música en prácticamente ningún momento de vigilia: la música me acompaña de la mañana a la noche, al cocinar, conducir, practicar deporte y, por supuesto, durante la mayor parte de la jornada mientras estoy traduciendo.

Entrevista a Óscar Díaz García

En este artículo entrevistamos a Óscar Díaz García, colega polifacético donde los haya, que reparte su tiempo entre traducciones, su pasión por el golf...

La donna è mobile

Harold Mastropiero explotaba un sórdido local en el que funcionaban un cabaret clandestino, un salón de juegos prohibidos y un centro de apuestas ilegales....

La fuerza del dolor

El día 11 de marzo de 2004, mi vida cambió para siempre. Los atentados del 11-M me arrebataron a mi hermano Óscar. Una tragedia...

Casa solidaria

C., que trabaja en una embajada, y su marido, profesor de instituto, suelen llegar de los primeros a nuestro banco de piedra con sus...

Música por las venas

Alberto Cabrerizo es doctor en ciencias de la educación por la UNED, licenciado en traducción e interpretación por la Universidad Pontificia Comillas, diplomado...

Enganchada a la danza

Durante el congreso, Alberto Cabrerizo lanzó en las redes la idea de dar un concierto y yo, ni corta ni perezosa, le propuse a...

AHUCE

Con mi hijo, hace muchos años y al comienzo de este inaudito viaje Además de ser traductora técnica profesional desde 1986 y directora de La...

Almazuelas

Hace poco más de diez años decidí apuntarme a un curso de patchwork. Como labrandera (véase el glosario que he incluido al final de...

Traductoras aficionadas al punto y al ganchillo

Ayer, un atípico día de octubre que más bien parecía de agosto, el grupo de traductoras punteras granadinas se reunió en una cafetería de...

Implicadas no Desenvolvimento

Muchísimo antes de encontrar mi vocación de traductora me di cuenta de que el mundo era profundamente injusto y sentí la necesidad de hacer...

Un sofá para viajar

Elena Pérez Ramírez y Ramón López Gordillo son traductores autónomos desde hace doce años. Ambos son traductores-intérpretes jurados, de inglés y alemán,...

Empresaria de fotodepilación

Soy traductora. Me gusta mi profesión. Desde que terminé mis estudios he vivido de la traducción y tengo la intención de seguir en ello...