La Linterna del Traductor

EDITORIAL

LA VOZ DE ASETRAD

De pelotas y pelotitas o cómo funciona Asetrad por dentro

CORRECCIÓN

INTERPRETACIÓN

Te lo he dicho por activa y por pasiva. Debate: ¿cabinas puras o both-ways?

TECNOLOGÍA APLICADA A LA TRADUCCIÓN

TRADUCCIÓN CIENTÍFICA Y TÉCNICA

TRADUCCIÓN LITERARIA

Escritores traductores

Reseñas

TRADUCCIÓN AUDIOVISUAL

TRIBUNA UNIVERSITARIA

La universidad en primera persona

PANORAMA

Otras asociaciones

El dedo en el ojo

VENA LITERARIA

COLOFÓN

No solo de pan vive el traductor

Las ilustraciones de este número

CONTEXTO

CONTRAPORTADA

La voz de Asetrad

De pelotas y pelotitas o cómo funciona Asetrad por dentro

Asetrad somos todos, nos dicen. Vale. Pero ¿cómo funciona esto exactamente? ¿Qué son las comisiones? ¿Qué hacen? ¿Cuántas hay? Probablemente a muchos de los lectores todo esto les suena a chino. Para explicárnoslo la junta organizó una didáctica «degustación» de comisiones el día 2 de octubre, aprovechando el encuentro anual de la asociación, que la autora tratará de resumir, lo mejor que pueda, para aquellos que no estuvieron en Santiago, o para aquellos a los que la noche anterior se les fue la mano con el networking.

Sara de Albornoz
Sara de Albornoz está licenciada en Historia y en Traducción e Inter­pre­tación y en la actualidad cursa estudios de doctorado. Traduce pro­fe­sio­nal­men­te del inglés, portugués y francés desde 2010 y es socia de Asetrad desde 2013, aunque no empezó a implicarse en el trabajo de la asociación hasta 2015.

El pasado 2 de octubre, aprovechando la celebración del encuentro anual de Asetrad en Santiago de Compostela, se organizó una degustación de comisiones para que todos los miembros supiéramos cómo funciona Asetrad por dentro. El acto empezó recordando los orígenes de Asetrad, con unos vídeos sobre los inicios de la asociación, la creación de la junta y la llegada de las primeras comisiones, en los que los socios fundadores, muy cantarines, se parecían bastante a los buscadores de oro de La leyenda de la ciudad sin nombre. A continuación, para ejemplificar mejor el trabajo de la asociación, se recurrió a un complejo sistema de pelotas y pelotitas: Asetrad es una gran pelota de playa, de todos los colores, a cuyo alrededor orbitan una pelota mediana, la junta, y un montón de pelotitas de colores que serían las comisiones. Estas pelotitas son las siguientes:

COMISIÓN DE TRADUCCIÓN E INTERPRETACIÓN JUDICIALES

La comisión de traducción e interpretación judiciales se creó para encargarse del seguimiento de la transposición de la Directiva 2010/64/UE, de 20 de octubre, relativa al derecho a traducción e interpretación en procesos penales. Esta directiva viene a corregir, en teoría, los fallos de la legislación anterior, según la cual el intérprete podía ser prácticamente cualquiera que conociera el idioma. Introduce mejoras, aunque a su vez plantea varios aspectos preocupantes. Para seguir todo el proceso de transposición y tratar de orientarlo, se creó una comisión específica de la Red Vértice, la red española de asociaciones de traductores, intérpretes y correctores, en la que participan dos representantes de Asetrad, Margaret Clark y María Galán Barrera. La comisión se encarga de asesorar a estas representantes, ayudar a la junta e informar de las novedades a los socios.

COMISIÓN DE FORMACIÓN

La comisión de formación surge como un órgano consultivo para dar apoyo a la vocalía de formación en la organización y realización de las distintas actividades formativas, tales como seminarios web, cursos presenciales y mesas redondas. En un principio, estaba formada por las ex vocales de formación, pero a mediados del año pasado se amplió para incluir a otros miembros de Asetrad y se empezaron a plantear nuevas posibilidades de formación que vayan más allá de los seminarios web y los cursos presenciales tradicionales. En la actualidad, esta comisión está en proceso de dejar de ser un órgano consultivo para pasar a asumir funciones más activas.

COMISIÓN DEL BANCO DE TIEMPO

La idea de crear un banco de tiempo dentro de la asociación surgió a propuesta de Berna Wang en la asamblea de Tudela, en 2014, y cuajó después en la lista de correo con la creación de una comisión que se encargara de ello. La comisión del banco de tiempo trabaja en la creación de un sistema de trueque indirecto que favorezca la ayuda mutua y el intercambio entre socios, y fomente el aprendizaje y la puesta en común de habilidades. Aunque todavía falta mucho por hacer, la comisión va poco a poco dando pasos hacia la puesta en marcha de un banco de tiempo de prueba, que se iría perfeccionando con las sugerencias de los socios.

COMISIÓN PARA LA REVISIÓN DE LA DOCUMENTACIÓN DE ASETRAD

La comisión para la revisión de la documentación surgió para resolver los problemas de interpretación que se plantearon con el reglamento electoral y, a partir de ahí, se consolidó como una comisión permanente que se encargaría de ir actualizando los textos normativos de Asetrad y dotarlos de coherencia, tanto de contenido, como de estilo y ortotipografía. Esta comisión tiene algunas particularidades, ya que necesita que los miembros estén acostumbrados a manejar y redactar textos jurídicos, aunque hay distintos niveles de participación, desde redactores a oyentes, pasando por correctores ortotipográficos. En este momento, el trabajo del reglamento electoral está terminado y la comisión está en proceso de transformarse en permanente, definir sus tareas y su organización interna y establecer un sistema de trabajo más eficiente.

COMISIÓN DE RELACIONES EXTERNAS

La comisión de relaciones externas surgió para promocionar la «marca Asetrad» fuera del ámbito de la traducción. Su función consiste en difundir información sobre la asociación entre asociaciones profesionales de otros sectores, cámaras de comercio, organismos públicos y demás clientes potenciales, de forma que cuando cualquiera de ellos necesite un traductor, sepa a quién recurrir. Por el momento, Isabel Espuelas ha conseguido que Asetrad aparezca en la Guía de comunicación del Gobierno de La Rioja. La organización de esta comisión pretende ser abierta y entre sus principales objetivos estaría la creación de una red amplia de colaboradores que trabajen a nivel local y de forma más o menos independiente, realizando una labor de difusión en sus provincias.

COMISIÓN DEL SITIO WEB

La comisión del sitio web se encarga de controlar todo lo que se sube a la web, revisar lo que ya está, coordinar los equipos de traducción y solucionar los posibles problemas técnicos. Su mayor necesidad ahora mismo es conseguir voluntarios que se encarguen de las traducciones a otras lenguas.

EL CUADERNO DE BITÁCORA

El Cuaderno de Bitácora se encarga de recopilar y organizar en un solo espacio todos los recursos disponibles en la web para traductores, correctores e intérpretes tales como páginas de asociaciones, una agenda de actividades nacionales e internacionales, diccionarios y glosarios. Su criterio consiste en dar prioridad a la calidad frente a la cantidad y buscar un formato que facilite el acceso a los recursos. Su principal reto es mantener la información actualizada en una Internet que cambia muy deprisa, y para ello utiliza un sistema de archivos XLS que puede adaptarse a infinidad de programas.

LA LINTERNA DEL TRADUCTOR

Aunque no se trata de una comisión, también hubo un momento para agradecer el trabajo de todos los que participan en ella y pedir la colaboración de todo aquel que quiera sumarse, proponiendo artículos o ilustraciones, pero también en las tareas de maquetación, gestión web o corrección ortotipográfica.

Tras la presentación de cada una de las comisiones, se pasó al turno de preguntas, lo que dio pie a una puesta en común de nuestros problemas. Nos dimos cuenta de que muchas de las necesidades e inquietudes que cada uno de nosotros había planteado iban más allá del ámbito de las comisiones y afectaban a toda la asociación y, por lo tanto, deben solucionarse de forma conjunta.

Comisiones Asetrad

Por último, se procedió a la entrega de un kit de supervivencia para cada representante, consistente en: una libreta y un lápiz para apuntar las buenas ideas, una goma para borrar las malas, un casco para aguantar los golpes, un cubo de Rubik para poner el cerebro a trabajar, una flauta, por si suena, y un juego de vasos para celebrar nuestros logros. Y para reconocer la labor de todos los que dedican parte de su tiempo libre a trabajar por Asetrad desde las comisiones o grupos de trabajo, desde la redacción de La Linterna del Traductor o como tutores desde el programa de prácticas universitarias de Asetrad, fuimos todos llamados, uno a uno, para recibir una chapita de condecoración y un fuerte aplauso.

Volver arriba

Compartir
Reproducción parcial o total de contenidos o ilustraciones sólo con autorización por escrito de la redacción y citando autor y fuente.