Anterior | Siguiente

Bancos en quicios de puertas

¿Lugar de devoción o metáfora de un viaje, capa a capa, hasta el centro de uno mismo? © Julia Gara Lecuona